Presidenta de la CIDH: “Nicaragua no está sola”

Alex Vanegas uno de los detenidos arbitrariamente por el régimen – Fotografía: Antonio Ramírez

La situación de los presos políticos y las reformas a la seguridad social implementadas a partir del primero de febrero del presente año, destacan entre las preocupaciones de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), sobre Nicaragua.

La CIDH, a través de su presidenta Esmeralda Arosemena de Troitiño, transmitió a Nicaragua su solidaridad y su compromiso de continuar acompañándole.

“Nicaragua no está sola”, sostuvo Arosemena. Por su parte el secretario ejecutivo de la CIDH, Paulo Abrao, planteó como urgente la liberación de los presos políticos en Nicaragua y el retorno al diálogo.

“No es posible que en nuestra región tengamos y podamos aceptar que personas estén detenidas arbitrariamente, sin fundamentación en las acciones con expedientes judiciales sin ningún tipo de respeto al debido proceso a la amplia defensa”, expresó Abrao.

A su vez, Abrao anunció que a petición de los comisionados de ese organismo el Mecanismo Especial de Seguimiento para Nicaragua (Meseni), prepara un informe sobre los presos políticos.

No han cesado violaciones

Abrao recordó que en el país no ha cesado las violaciones a los derechos humanos, que siguen según dijo, “de manera intensa y sistemática”.
Mencionó las detenciones arbitrarias de 12 jóvenes en Estelí, durante la presente semana, así como la retención y agresión al padre Edwin Román, en Masaya de quien refirió “ha cumplido un rol muy importante en la protección de los manifestantes en el punto más álgido de la crisis”.

También se refirió al caso de José Cruz, a quien la situación del exilio en que vivía lo empujó al suicidio. “Es una situación muy triste”, expresó Abrao.

Te puede interesar: Muerte de perseguido político, refleja crisis que padecen miles de nicaragüenses

Para la relatora de país, comisionada Antonia Urrejola, en Nicaragua cada día los espacios se han ido cerrando, donde no hay independencia de poderes como el Poder Judicial, entre otros.

“Todas las condiciones están dadas, hoy en día en Nicaragua sí existen presos políticos, muchas de las personas son detenidas sin orden judicial, sin formulación de cargos o con carhos absolutamente infundados y procesos bastante rápidos, esas personas son condenadas a sentencias desproporcionadas”, apuntó Urrejola.

Las expresiones de los miembros de la CIDH, fueron vertidas durante el 171 período de sesiones que se realiza en Bolivia, donde sobre Nicaragua se celebraron dos audiencias: una pública y una privada, a las que nuevamente no compareció la representación del régimen Ortega Murillo por el Estado de Nicaragua. En ambas audiencias el tema principal fue la situación de los presos políticos.

La mayoría de los presos políticos en Nicaragua son jóvenes denunció CPDH ante la CIDH – Fotografía: Antonio Ramírez

Mayoría de presos son jóvenes

En la pública Karla Sequeira, por la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), expuso que un buen porcentaje de los presos políticos son jóvenes, que en las celdas de Auxilio Judicial aún hay personas sin haber sido procesadas y otras presas pese a las órdenes de libertad con que cuentan.

Entre los casos mencionados estan: Carlos Valle, con 165 días de detención arbitraria, Ana Cecilia Hooker, detenida desde el 17 de noviembre, pese a que solo tiene un riñón lo que le provoca hipertensión.

Sequeira destacó que las sentencias dictadas por los jueces en Nicaragua no tienen ninguna validez para funcionarios del Sistema Penitenciario Nacional (SPN).

En audiencia privada organizaciones como el Instituto sobre Raza, Igualdad y Derechos Humanos, Centro de Información y Servicios de Asesoría en Salud (Cisas) y el Centro Nicaragüense de de Derechos Humanos (Cenidh), estos últimos sus personerías les fueron canceladas de forma arbitraria por el régimen, denunciaron que hay falta de información y datos inexactos sobre las presas políticas en particular.

Una de las madres de una de las presas políticas que asistió a la audiencia privada denunció que La Esperanza ha sido un centro de aislamiento y castigo. Resaltó el chantaje, el maltrato verbal y en algunos casos físicos han sido recurrentes, denunció la madre según filtraciones en las redes sociales.
Las denunciantes también expusieron la negativa del SPN de atención médica y acceso a tratamiento médico para las presas enfermas.

Entre los casos más graves destacan Ruth Matute que sufre cardiopatía congénita, Brenda Muñoz, enfermedad poliquística hepática y renal
Delmis Portocarrero, lupus y Mercedes Chavarría, con medio cuerpo paralizado.

Preocupa reformas al Seguro Social

Realmente es preocupante que esta reforma a la seguridad social, que simbólicamente es lo que dio lugar a las protestas, se hayan producido sin participación ciudadana-por la información que yo tengo- y sin la consulta de los sectores que en definitiva van a ser afectados, como tampoco tenemos noticias que haya una evaluación del impacto que esto va a causar en la población nicaragüense”, dijo la relatora especial sobre Derechos Económicos, Sociales, Culturales y Ambientales (DESCA), Soledad García Muñoz.

La relatora DESCA expresó preocupación también por los despidos y la situación de los derechos laborales, sobre lo cual se puso a disposición para que quienes cuenten con información se las proporcionan y así continuar el monitoreo en el país.


    Leave Your Comment Here