Ahora Portada

Ortega: El compromiso es no aplicar la pena de muerte, pero no la cadena perpetua

En un discurso cargado de ofensas contra quienes disienten a su régimen, Daniel Ortega utilizó el acto de conmemoraciòn de las fiestas patrias, no solo para confirmar la implementación de la cadena perpetua, sino para advertir que no volverá aplicar indulto o amnistía. 

Ortega utilizó todo tipo de epìtetos  que van desde criminales, cobardes, serviles del imperio entre otros, para descalificar a quienes le adversan. A estos les dijo que «no tienen alma, no tiene corazón, son hijos del demonio, son hijos del diablo, Están llenos de odio, cargados de odio».

Y mientras se refería a los que participaron en las protestas de 2018, afirmò que «se sienten intocables porque se les dio una amnistía, bueno ya se les dio la oportunidad una amnistía pero ya no habrá otra amnistía, el pueblo pedirá cuentas».

Al tiempo que expresaba  que el pueblo pida cuentas en el marco de las leyes que tienen el Estado Nicaragua, las que  aseguró son para castigar por lo que hacen como han  asesinado familias.

Y luego sostuvo: «Más bien como hemos anunciado hay que fortalecer el sistema  judicial, hay que instalar penas mayores, para crímenes de odio, para crímenes mayores como este que se han cometido contra estas niñas allí en el norte de este país y los crímenes de odio están siendo sancionados en todas partes ahora. No vamos a ser la excepción».

A su vez apuntó,»muchos nos han dicho y con toda razón aplicar la pena de muerte a estos criminales, nosotros tenemos un compromiso, un acuerdo internacional que estamos comprometidos a no aplicar la pena de muerte en Nicaragua pero no estamos comprometidos a aplicar cadena perpetua para los criminales».

Momentos antes, se había referido a las protestas de 2018 y una vez más responsabilizó a los participantes de crímenes, de haber incinerado cuerpos, de víctimas secuestrados y de destrucción de escuelas, de viviendas y puestos de salud y hasta los llegó a comparar con el intervencionista William Walker, que dijo «ellos mismos se encargaron de presentarse como los asesinos», al filmar cuando «torturaban a nuestros hermanos».

«Ellos así como Walker había incendiado Granada querían incendiar Nicaragua. Cobardes, asesinos, que quieren repetir la historia y se sienten poderosos porque bueno siempre tienen digamos el espíritu de servidumbre frente al Yanki y se sienten orgullosos cuando van allá y se reúnen con el yanki y piden que le apliquen a Nicaragua sanciones», refirió Ortega, que además dijo buscan unirse con Estados Unidos para derrotarle en las elecciones de 2021.

Según Ortega, después de 1979, «luego les dimos la oportunidad» que llegaran al gobierno, «estuvieron tres períodos para poder hacer todo lo bueno que habían prometido y no lo hicieron lo que hicieron fue arrebatarle al pueblo las conquistas que habían logrado con el triunfo de la revolución».

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

X