Persisten denuncias de torturas y tratos crueles en cárceles del régimen

Con siete nuevos testimonios obtenidos entre julio y-septiembre 2020  el Colectivo de Derechos Humanos Nicaragua Nunca Más documentó siete nuevos testimonios de víctimas de tortura y tratos crueles, inhumanos y degradantes en distintos centros de detención del país.

En su segundo informe Observatorio Nicaragüense Contra la Tortura, ese Colectivo señala que cinco de las siete personas que dieron su testimonio, fueron detenidas nuevamente en los meses de mayo a agosto de 2020, y de estas solo dos se encuentran libres, pero con procesos judiciales abiertos. Las otras dos personas relataron actos de tortura sufridos entre 2018 y 2019.

“Entre las formas de tortura documentadas perfilan: violencia sexual, física, psicológica y tratos crueles, inhumanos y degradantes. Todos estos actos, constitutivos de crímenes de lesa humanidad son ejercidos como un castigo a su posición política y generalmente estuvieron precedidos de asedios, hostigamientos y amenazas constantes”, refiere el segundo informe Observatorio Nicaragüense Contra la Tortura

La Modelo es una de las cárceles donde los presos políticos señalan malos tratos. Fotografía: Manuel Esquivel.

El Colectivo Los testimonios de J.S., G. A.M.B. y B.K.A. coinciden en haber sido torturados físicamente tanto en su primera como en la segunda detención.

El 10 de junio de 2018 el  joven J.S. fue detenido por primera vez  por agentes paraestatales, “quienes lo tiraron al suelo y lo golpearon salvajemente, ocasionándole una fractura en una de sus costillas izquierda, pérdidas de piezas dentales y lesiones en la columna, las cuales fueron ejercidas como medio de castigo a su participación en las protestas”.

El joven también sufrió golpizas mientras permaneció encarcelado en La Modelo, de donde fue liberado el 30 de diciembre de 2019.

 El 6 de julio de 2020, por segunda ocasión fue retenido de forma ilegal por agentes paraestatales, quienes lo llevaron a un lugar clandestino y lo golpeaban en el abdomen, con la intención de obligarle a proporcionarles información sobre algunas personas opositoras al régimen. Luego de siete horas fue liberado.

Por su parte, G.A.M.B. fue detenido por primera vez el 11 de mayo de 2018 y trasladado al Distrito Dos  de la Policía de Managua,  donde fue golpeado. Al ser trasladado a “La Modelo” las golpizas aumentaron de intensidad, siempre como método de castigo a su participación en las protestas. Fue liberado en diciembre de 2019.

El 29 de julio de 2020  “agentes policiales lo interceptaron, lo tomaron del cuello y lo redujeron en el suelo”. Nuevamente fue conducido al Distrito Dos de la Policía, donde fue golpeado. Actualmente sigue detenido.

El 24 de mayo de 2019fue detenido  B.K.A. quien fue trasladado a l Distrito Seis de la Policía donde igualmente fue golpeado. Un familiar suyo relató: “Cuando entró a la sala de visita mi hermano se levanta la camisa y me enseña todos los golpes que tenía en el cuerpo, tenía dos costillas fracturadas y todo su cuerpo morado”. Sus familiares mencionaron que también fue golpeado en “La Modelo”. Fue liberado el 30 de diciembre de 2019.  

El 14 de agosto de 2020, B.K.A.  fue recapturado “en esta ocasión ha sido torturado tanto en el Distrito VI como en el nuevo Chipote, su familiar externó que luego de su primera audiencia tuvo la oportunidad de llamarle y decirle: “Mira estoy en la audiencia solo te informo que en el  Distrito Seis me torturaron, me guindaron con las chachas y me empezaron a golpear. En el chipote también me golpearon oficiales”.

“Aún sigue detenido. El ejercicio de violencia y tortura, en el caso de B.K.A., no solo ocurrió con la persona detenida, sino, que fue extensiva a su familia, ya que los oficiales del Distrito Seis el mismo día de su detención allanaron su casa de habitación y en dicho acto tiraron al suelo a dos niños de 9 y 5 años de edad, golpearon a una persona con síndrome de Down, a quien le pusieron un arma de fuego en el pecho e intentaron violar a una joven de 20 años” .

.

    Leave Your Comment Here