Ahora Portada

Managua de 1972 era «muy preciosa», recuerda periodista Henry Briceño

Managua, la capital nicaragüense se preparaba para celebrar las fiestas de Navidad, pero justo un día antes de la Noche Buena fue estremecida por el terremoto que derribó como naipes una buena parte de sus casas y edificios, los cuales de un momento a otro quedaron en el suelo, los que resistieron quedaron fuertemente averiados,

En el corazón de la capital destacaban diversos centros nocturnos, se levantaban edificios como el del Banco de Londres y el Banco de América y en el comercio en esos días representaban todo «un acontecimiento» y atractivo «las escaleras de Carlos Cardenal», La llamada Novia del Xolotlán, de la época de 1972 , era «muy preciosa», según las memorias del periodista Henry Briceño, sobreviviente del terremoto registrado en los primeros minutos de ese 23 de diciembre de 1972.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X