Iota mantiene a Nicaragua en alertas roja y amarilla

Aunque Iota se ha degradado a tormenta tropical, según el Centro Nacional de Huracanes, de Miami, Florida, sigue causando estragos en diferentes partes del país que ha llevado al Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred), a  mantener alerta roja para el Caribe Norte y el Triángulo Minero y alerta amarilla para el resto del territorio nacional.

El Centro Nacional de Huracanes informa que Iota mantiene vientos sostenidos de 105 kilómetros por hora y también mantiene una advertencia intermedia por inundaciones repentinas y deslizamientos de lodo potencialmente catastróficos en porciones de Centroamérica.

Puente La Zopilota, en Tola. (Cortesía)

El Centro Humboldt explica que Iota está sobre Wiwilí, Jinotega con dirección hacia el oeste  con una velocidad de traslación aproximada de 19 kilómetros por hora.

Guillermo González, de Sinapred, asegura que les es imposible tener datos actualizados de los daños materiales , pues están dedicados a garantizar la vida, pero hasta el momento estiman no hubo daños humanos.

En el caso del triángulo Minero, aún buscan como poner a resguardo a algunas familias que pueden resultar afectadas por la crecida de ríos. Y en el norte y Rivas, buscan prevenir deslizamientos y desborde de los ríos.

A la fecha Sinapred registra casi 50,000 personas en albergues a quienes dijo, les brindan seguridad y atención mientras dure la situación de emergencia.

Marcio Baca, del Instituto Nicaragüense de Estudios territoriales (INETER), dijo que aunque Iota cruce a territorio hondureño y vaya debilitándose seguirá introduciendo humedad por el territorio nicaragüense, que causa acumulados importantes de agua tanto en el norte como en el Pacífico que se traduce en inundaciones.

Marcio Baca aseguró que la atención de Ineter se centra en estos momentos en algunos sitios donde pueden haber deslizamientos como la Isla de Ometepe, y volcanes como el Casita y San Cristóbal.

Los reportes ciudadanos de diferentes partes del país ya informan de caudales de ríos crecidos o desbordados, techos de casas desprendidos y paredes caídas. En Siuna por ejemplo, se reporta que los vientos de la radio la voz del Pueblo 103.1 FM ,derribaron la torre.

Torre de la Voz del Pueblo derribada por los vientos, Fotografía: Cortesía.

Iota se dirige como tormenta tropical hacia los municipios de Nueva Segovia, según el Centro Humboldt que alerta a comunitarios de esas zonas a tomar las medidas necesarias,

Los vientos desprendieron parte del techo del Seminario Menor en Bilwi. Fotografía tomado de Diócesis de Siuna, en facebook.

Por su parte, el Instituto Nicaragüense de Estudios territoriales (INETER), recuerda que la secuela de Iota agravará la saturación de los suelos “lo que se expresará desborde de los ríos” y altas probabilidades de deslizamientos de tierra en el Caribe Norte, Triángulo Minero, y departamentos de Jinotega, Nueva Segovia, Chinandega y Rivas.

    Leave Your Comment Here