Departamento de Chontales destaca por alto mejoramiento genético de ganado

De acuerdo a los productores en la mayoría de las fincas no queda ganado criollo. Fotografía: Voces En Libertad.

La alta demanda de productos lácteos así como de carne tanto en el mercado nacional y centroamericano ha obligado a pequeños y medianos ganaderos de Chontales, a mejorar genéticamente sus hatos deshaciéndose de las vacas criollas.

Uno de los obstáculos del sector ganadero para mejorar genéticamente el hato, es la falta de financiamiento pues los recursos propios no son suficientes, ya que los precios de la leche y carne son inestables, principalmente en la temporada lluviosa

Chontales es considerado a nivel nacional como la meca ganadera, donde los niveles de producción de leche y carne son superiores a los alcanzados en otros departamentos del país.

Aunque no hay un dato oficial que indique con certeza la cantidad de leche y carne que aporta Chontales a la producción nacional, se calcula un acopio en Nicaragua de aproximadamente cinco millones y medio de litros, de esos este departamento genera un millón 300 mil litros. 

El doctor Abelino Martínez, el más emblemático creador de ganado en Chontales, considera, que la genética presentara en este departamento mayores porcentajes, “si 20 años atrás los gobiernos de esa época hubiesen invertido en el mejoramiento genético de la ganadería”. 

“Para alcanzar buenos resultados, la genética requiere de (buenos años). Tenemos que ir seleccionando y viendo lo mejor, ya sea morfológicamente y exigiendo calidad, porque los toros mejoradores, con registros de renombres y de alta producción, son los toros que valen la pena que nosotros los (productores) los utilicemos para la inseminación”, recomendó Martínez. 

Entre las razas menciona  el Nelore, Guzerat, Tabapuä, Gyr y el Brahman, que son adaptables a las altas temperaturas del llamado corredor seco de Chontales integrado por Comalapa, San Francisco de Cuapa, Juigalpa y Acoyapa. En estos lugares durante el verano hay escasez de agua y pasto para el ganado lo que reduce la producción de leche.

Una de las principales preocupaciones de los productores es la falta de financiamiento. Fotografía: Voces En Libertad.

No hay ganado criollo

  Martínez expresó, que el ganado criollo ya no existe en la mayoría de fincas de Chontales, parte del Caribe Sur y Río San Juan, aunque comenta, que en algunas comunidades de Chinandega que colidan con Honduras todavía se registraban algunos remanentes de reses tradicionales.  

De acuerdo al análisis de este criador, en las fincas de Chontales está predominando el ganado doble propósito (carne y leche) que incluye la combinación del Brahman con vacas lecheras, el Gyr y el Guzerat, lo que ya les está dejando a los productores buenos resultados económicos. 

Reynaldo Matus, es un pequeño productor de la comarca Moralito-Comalapa, afirma, que hay un buen número de finqueros que entendieron la rentabilidad del mejoramiento genético en sus hatos, lo que les ha permitido apropiarse de razas que generan más leche y carne en la temporada seca y lluviosa. 

Este productor sostiene, que con la implementación del mejoramiento genético hay vacas que suministran entre 6 y 8 litros de leche en un ordeño, además, tienen capacidad de dar de 5 a 6 partos. Eso es una excelente ayuda para el finquero que puede incrementar significativamente su hato en un plazo no mayor a los 10 años.