Doña Coquito “se fue llorando, no quería dejar Nicaragua”

Doña Coquito “se fue llorando, no quería dejar Nicaragua”

Miriam del Socorro Matus Alemán, más conocida como "doña Coquito", considerada una de los símbolos de las protestas en Nicaragua, a sus de 76 años se ha visto obligada a abandonar el país en exilio forzado.

CIDH verifica “patrón reiterado de desatención” a presos políticos
Edison Lanza: Capturas de periodistas “nos remontan a épocas de dictadura del Cono Sur”
Nicaragua bajo un estado policíaco expuesto ante sesión extraordinaria del grupo de trabajo del Consejo Permanente de la OEA

Miriam del Socorro Matus Alemán, más conocida como “doña Coquito” – Fotografía: Manuel Esquivel

Miriam del Socorro Matus Alemán, más conocida como “doña Coquito”, considerada una de los símbolos de las protestas en Nicaragua, a sus 76 años se ha visto obligada a abandonar el país en exilio forzado.

“Se fue llorando no quería dejar Nicaragua (…) va en las manos de Dios”, aseguró una de sus familiares.

En las últimas dos semanas, hombres en motocicletas o en camionetas habían mantenido un asedio permanente en contra de doña Coquito y sus acompañantes, la perseguían adonde fuese. Es por ello que su familia prefiere que esté lejos de su patria antes de que “la vayan asesinar”.

Pese a su edad, Matus, no había dejado de salir a las calles en respaldo de la población Azul y Blanco. En septiembre de 2018 fue detenida por policías boinas rojas en el sector del mercado Iván Montenegro, donde la lanzaron a la tina de la patrulla policial lo que causó indignación entre la población. Posterior a esa detención, Matus denunció desde la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), el asedio al que era sometida.

El símbolo de “doña Coquito” cobró vida el 18 de mayo del 2018, cuando en las afueras del Seminario de Nuestra Señora de Fátima, donde se desarrollaba la Mesa del Diálogo Nacional empezó a regalar el agua que vendía para sobrevivir.

A propósito de este caso, Gonzalo Carrión, miembro del Colectivo de Derechos Humanos Nicaragua Nunca Más, consideró que los nicaragüenses siguen optando por el exilio porque la persecución continúa, “porque la estructura de represión no está desmontada”.

Ya anteriormente lo había hecho el maratonista Alex Vanegas, también considerado entre la población símbolo de la protesta.


COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0
Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com