Orteguismo cambiará de discurso en busca de dos millones de votantes, pero insiste en elecciones hasta 2021


9 junio, 2019

El oficialismo buscará cambiar de ropaje y empezará a aparentar un cambio el cual iniciará con familiares y vecinos más cercanos. Pero la intención es obtener su voto.

Esto es parte de la lección propagandista que impartió a un grupo de militantes orteguistas el oficialista William Grigsby, de acuerdo a un video filtrado y que circula en las redes sociales.

Y según expresa en el video esto fue el 7 de junio, en un auditorio donde aparecen las banderas del FSLN, de la patria y del INSS, donde Grigsby les dijo que con manifestaciones, asambleas, banderas y canciones no van a ganar sino con votos.

A esto agregó, que el voto es secreto y no descartó que incluso más de alguno de los presentes no llegue a votar por el oficialismo, lo que denota la inseguridad que reina entre el orteguismo.

“Yo conozco a compañeros que gritan mucho viva Daniel, van a todas las marchas (…) pero se pelearon con sus hermanos, sus hijos o con sus padres y no han sido capaces de restablecer la comunicación”, dice un Grigsby aparentando ser conciliador, quien les insta: “comunicate, establecé puentes”.

Al tiempo que les señala “ellos no van a dar el primer paso, nosotros tenemos que darlo aunque nos cueste, sabés ¿por qué? porque hoy 7 de junio no está en disputa el poder (…), pero lo va a estar el 7 de noviembre de 2021”.

Grigsby les llegó a señalar, que eso deben comenzar desde ya, no cuando inicie oficialmente una campaña electoral.

La Alianza Cívica ha insistido en reformas electorales y comicios adelantados, como lo reitera en el último comunicado de este sábado.

“Continuamos como pueblo de Nicaragua en la búsqueda de una solución cívica y negociada a la grave crisis sociopolítica que enfrenta nuestro país, que permita el restablecimiento pleno de nuestras libertades constitucionales, reformas que garanticen elecciones justas, libres, transparentes, observadas y anticipadas”, refiere la Alianza Cívica.

Buscan convencer a dos millones

“¿Cómo hacemos para convencer a dos millones de nicaragüenses, que es lo que necesitamos, que voten por nosotros? ¿Lo vamos hacer divorciándonos con la gente, creyéndonos los dueños de la verdad?, no hablando con nadie porque es golpista (…) no podemos ganar así”, expresa Grigsby.

En el video Grigsby le recuerda a los presentes la experiencia del 21 de febrero de 1990, que por la masiva participación en la plaza pensaron que tenían el triunfo asegurado.

“Allí todo mundo dijo la partimos, ya ganamos, cuatro días después nos pegaron una revolcada”, sostuvo el propagandista.

Fue el año cuando Daniel Ortega perdió frente a la candidata por la Unión Opositora (UNO), doña Violeta Barrios de Chamorro.

Discurso era otro

Todavía la última semana de mayo, el propagandista del orteguismo amenazaba a quienes disienten con el régimen y demandan cambios políticos.

“ Por pendejos no nos van a agarrar y experiencia tenemos y lo queremos decir con toda claridad. Después no digan: ‘Los paramilitares’. No, hermano, somos los sandinistas armados ¿y? ¿Y?”, desafió Grigsby en esa ocasión desde los micrófonos de La Primerísima, emisora que él dirige.

Ahora Grigsby recuerda a los simpatizantes orteguistas, que en los comicios votan tanto el militante orteguista como el opositor y el que no se mete en política. “Y su voto vale tanto como el tuyo”.


Please follow and like us:
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *