Ahora Portada

Fallece segunda víctima por COVID-19 que el viernes según el MINSA estaba «estable y atendido»

 
El Ministerio de Salud (MINSA), anunció este sábado la muerte de una segunda víctima del COVID-19, de uno de los dos casos que mantenía activo pero que el viernes lo reportaba como “estable y atendido”.
En el escueto informe que ofreció el MINSA sobre su deceso indica que la persona de sexo masculino, de 64 años, quien era atendido en un centro privado desde el pasado 7 de abril y la madrugada de este sábado presentó “una complicación aguda e inesperada que, junto a otros padecimientos crónicos que ya tenía, condujo a su fallecimiento”.
El MINSA alega que su contagio fue tras el contacto con un caso importado. Según 100% Noticias el paciente es originario de Santo Tomás, Chontales, dedicado al comercio de lácteos.
La segunda muerte por COVID-19 la reporta el país 23 días después de reportado el primer fallecido a causa de la pandemia.
 De esa manera el MINSA solo registra como caso activo a una persona de 59 años,  contagiado por el COVID-19, tras contacto con personas de otras nacionalidades, que también asegura está estable y atendido.
Mientras quedan   11 personas, en  seguimiento, después de remitir a su casa a una de ellas.
El Observatorio Ciudadano Covid-19 Nicaragua, el pasado jueves hizo un llamado de atención sobre acciones que el régimen no realiza en el país, y una de ellas es indicar el municipio o departamento de origen de los casos sospechosos o confirmados del COVID-19, que permitan identificar posibles lugares en donde podría darse un incremento de contagios y donde es necesario establecer medidas de protección comunitaria.
Igual dice el Observatorio «no se conoce el protocolo de seguimiento a casos sospechosos», tampoco ha publicado el MINSA información sobre cantidad ni tipo de pruebas realizadas o protocolos de detección, tampoco informa si existe un mecanismo para descartar la coexistencia del COVID-19 en las muertes por otras causas en especial por diagnóstico de infarto, neumonía o tuberculósis. 
 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *